MMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMM
la aristolochia baetica es bella

jueves, 13 de enero de 2011

floating


floatingfourmar


floatingdosmar


floatingmarc


floatingtresmar

Volare, o o.
Cantare, o o o o.
jaiq empapado.

13 comentarios:

Ars Natura dijo...

Dancing in the clouds.

Miazuldemar dijo...

Qué sensación de libertad tiene que tener esa persona. ¡Quizá me gustase! Aunque tendría que vencer la "mieditis" primero.

Me gusta mucho la cabecera nueva del blog.

Saludos diminutos!

Trebol-a dijo...

¿este último vá durmiendo en un saco?
que sobrao! estoy yo nervioso de verlos y el tio durmiendo...

Tengo un morbo insano por saber cuanto pánico se siente al despegar con un chisme de esos.
No sé si algún dia seré capaz de resolver ese conflicto, pero si lo resuelvo seguro que no lleno el cielo de arcos circunflejos, apóstrofes y diéresis como estos (seguro que son catalanes), yo lo lleno de gritos y signos de exclamación!!!

diminuto blog dijo...

Tiene su qué sé yo..., ArsNatura. Danzaban mientras servidor tomaba una de las imágenes macro de la anterior entrada.

A ver si remato el blog, Miazul, que no creas tú que acabo de rematarlo.
Me gusta tontear con el diseño y las cabeceras.
Ahora remato el comentario y contestando a Trebol-a.

Premio, Trebolá. Vuela metidito en un saco, como el homónimo tío del.
También volaba un ala delta. Una peligrosa mezcla.
A punto estuvieron de enredarse un par dellos y caer sobre mi sagrada personita.
El señor (me refiero al señor del ala delta) hacía pasadas sobre mi cabecita y mientras soplaba algo parecido a una flauta de pan. Rarísimo.

A mi ya se me han quitado las ganas de tirarme. De tirarme en un bicho de esos, digo.

Albert dijo...

pues remate lo que quiera, pero la cabecera no la toque, poldios!!! que le ha quedado de tres pares de co..nes!!!

diminuto blog dijo...

¿Cojines?
Tres pares de cojines quedan muy recargados en la cabecera, a la par que muy yanquees.
Lo patrio es poner un par de almohadas y la colcha de toda la vida.

:-)

Gracias, Albert.

Erna Ehlert dijo...

Me gusta ver los volar.
Debe ser muy emocionante.
Así me lo hacían creer mis hijos.
El menor volaba en parapente los años que el estaba viviendo en Vejer.
Hasta que un día al aterrizar tuvo un accidente bastante grave.
Menos mal que lo dejó.
Mi otro hijo, que vive en Mallorca voló en Ala delta y también ha tenido algunos percances, aunque no tan graves.
Pero el también lo dejo, después de morir un amigo, que era subcampeón de España en la especialidad.
No deja de ser un deporte de riesgo.

Pero ahí esta el eterno deseo del hombre de querer volar.

Me gustan mucho tus fotos

treeHugger dijo...

Pues yo me quedo con la segunda instantanea...

diminuto blog dijo...

Imagino que tu hijo vejeriego saltaba desde El Poniente, a unos metros de donde están tomadas estas imágenes. No es la mejor plataforma que conozco, y porque las fortísimas rachas de viento son imprevisibles, Erna.
Hay 200m. de altura desde la plataforma hasta el suelo, y cuando tu hijo vivió por aquí algunos aterrizaban sobre la carretera nacional. Hoy lo harían sobre la autovía.
Hizo bien en dejarlo, pienso. También pienso que hizo muy bien en volar.
Como en toda práctica deportiva, hay quienes piensan que somos dibujitos animados que nos chocamos y recomponemos al instante, y ello hace que se cometan tantas imprudencias.

__________

La segunda está obscurecida un tanto, TreeHugger. Medí la luz en tonos intermedios de las nubes, y en el jopapegé original se advierten tonos verdes en la loma de salto. Preferí tocar los niveles para conseguir ese contraste y recorte de siluetas que a mi también me gusta.

¡Gracias!

:-)

Goathemala dijo...

Me hiciste recordar a uno que sobrevolaba todos los viernes las instalaciones de nuestro trabajo. Y hablo en pasado porque ya no lo hace.

A saber, mientras no se haya estrellado.

Un abrazo.

diminuto blog dijo...

Qué fatalidad, Goathemala. Iberdrola no lo quiera.

Erelea dijo...

Tienes unos "puntos de vista" para hacer fotos muy originales.

Siempre me han llamado la atención las cosas que vuelan. Un saludo.

Ana Manotas Cascos dijo...

Son preciosa las fotos, a mi también me gustaría saber lo que se siente a esos metros de algura, pero también tendría que vencer mi miedo a las alturas.
Mis felicitaciones por tú blog.
Un saludo